Un sujeto de 32 años domiciliado en la Manzana 30 del barrio Don Orione fue denunciado en la justicia acusado de abuso sexual en perjuicio de su hermanastra de 9 años, de quien abusó en varias ocasiones metiéndose en la cama de la menor, cuando ella y su hermana iban a la casa de su padre, actualmente separado de la madre.

Todo se desencadenó el 29 de octubre cuando la hermana de la nena abusada golpeó la puerta de la habitación de su madre para decirle que tenía algo para contarle porque no podía dormir. La menor, de 8 años, le dijo que el hermanastro de 32 años «le toca la cola a mi hermana».

Quebrada en llanto, la nena sumó detalles respecto del abuso: contó que el sujeto se metía en la cama y se tapaba con la frazada para tocar a su hermana. La nena dijo que los abusos ocurrían desde el momento en que el hermanastro volvió de Necochea, hace cinco meses, ciudad desde la que huyó también acusado de abusos sexuales.